Las primeras 72 horas son claves para poder reclamar una indemnización por accidente de tráfico